INTROVISION / Las Arenas del Tiempo

Las arenas del tiempo se extienden en ondas pluridimensionales desde el abismo hasta la cima y de la cima hasta el abismo; desde el pasado al futuro y del futuro al pasado. En el centro está nuestro presente hombro a hombro con nuestro estado ordinario de conciencia, con sus pies bien puestos sobre la tierra sin sentirse atraído por el cielo o el infierno. Sería terrible la vida si el presente y el estado ordinario de conciencia de cada se humano nunca escucharan el canto de sirena de la imaginación y decidieran emprender una peregrinación sobre las arenas del tiempo que ondulan alucinantes desde el desierto de su  microcosmos hasta las dunas del macrocosmos que engloba lo existente y lo inexistente. Afortunadamente para nosotros, adoradores de las mentes imaginativas, son muchos los creadores que se aventuran hacia esos desiertos hiperdimensionales, y en la edición de esta semana en este Blogzine de las cosas que no son pero que deberían ser, le rendiremos un humilde homenaje a unas de las mentes imaginativas más grande de todos los tiempos.

Se trata de Frank Herbert (1920-1986). Profeta, visionario y explorador de los túneles geométricos que dibujan la figuras más osadas de las ciencias en todos sus aspectos. Y un 11 de febrero su genio creador se esfumo en los brazos de la muerte, posiblemente para ir a descansar en las arenas del futuro que imagino 20,000 años más adelante en su saga DUNE. Para algunos la obra más grande dentro del genero de la Ciencia Ficción Especulativa, y es a ésta lo que el Señor de los Anillos es a la literatura fantástica. La multiplicidad de conceptos y dominios del conocimiento humano que Herbert exploró en su tetralogía son asombrosas, entre ellas la ecología, de cuyas preocupaciones DUNE es reconocida como la primera obra de ciencia ficción que plantea un punto de vista educativo e inspirador. Nosotros, para no dejar pasar esta fecha sagrada sin ningún tipo de libación, decidimos traerles en la sección Runes Sanguinis, en la página del miércoles, una selección de los encabezados que coronan cada capítulo de la primera novela de la saga. Es todo lo que podemos hacer por ahora en relación a unos de los grandes dioses de la literatura imaginativa… Pero con esta saga tendremos otro encuentro en un futuro no tan lejano como su tiempo lo plantea.

Pero la arenas del tiempo no cesan de penetrar por los resquicios de otras imaginaciones. Así, en la página de hoy lunes de nuestra sección Tetramentis, el archidemonio, Morgan Vicconius Zariah, luego de habernos sumergido en el universo mágico del mago Edegmur nos dará una bocanada de aire fresco con su breve poema Destello de Inocencia, pero cuidado, no se lo tomen literalmente. En la página del jueves de la misma sección, Vicconius le prestara  su verbo poético a las visiones de un «oscuro chamán», que se atreve a sostener la mirada de lo desconocido en su intenso poema Totem.

Mañana martes, en nuestra sección Alterecos4.D, el monje negro de la medieval Averoigne, Odilius Vlak, continuará la exploración de ese reino que no fue de este mundo: las PULP MAGAZINES. Los ilustradores y personajes que constituyeron las principales estirpes de reyes fabulosos en esa mitología contemporánea enmarcada en portadas delirantes  y construida con papel barato de color crema. Como podemos ver, las cosas divinas pueden nacer en algo más humilde que un pesebre.

Y ya que hablamos de las arenas del tiempo, el venerable,  Arcadio Encarnación, les tiene un gran puñado reservado a su fantasía en la página del viernes de nuestra sección Imagixmundi. Via a tomado su decisión, manifestada con un grito de rebeldía entonado por su voluntad de ser. No, no se rendirá a la muerte, pues eso no es de guerreros… Pero algunos guerreros lo siguen siendo aun después de la muerte como veremos en el Acto 7 de su aventura.

Y para nuestro sumo sacerdote, Markus E. Goth, editor y director de este Templo Virtual, a falta de sangre, ya que nos la hemos bebido toda, nuestras libaciones para él serán con las arenas del tiempo que se arrastran desde el futuro de DUNE. Así que puede construir su oscura torre con ellas, que no tema, pues ningún viento la destruirá… Excepto Via, claro está. Pero con la magia que le han aportado los colores de su imaginación, dudo mucho que esta chiquilla traviesa intente jugar pesado. Eso es todo en esta edición Hermanos Fanáticos. Y que decir, sino que… El horizonte de los murciélagos es más lejano que el de las águilas.

Odilius Vlak

Jefe de Redaccion.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s