TETRAMENTIS / Destello de Inocencia

Morgan Vicconius Zariah

Se ha disparado un rayo de sol en los bosques vírgenes del inconsciente, atravesando los abismos de la eternidad. El niño genio juega veloz con los teclados alfabéticos de su aparato electrónico; resolviendo ecuaciones demenciales con su infernal inocencia.

 

Escudriñan las cucarachas hambrientas, el estómago desnudo de un viejo cadáver víctima de una autopsia. El infierno ha prestado al niño vidente, horrorosas visiones del ayer. Los abismos han socavado tumbas repugnantes del mañana, donde yacerán cadáveres de ingenuidad.

 

 

Éste, es el tiempo para gentes veloces de la mente y eternos enemigos de la prisa. Crucificaremos a las sombras difusas que se pasean ignorantes por la vida. Haremos festín con la carne podrida de los idiotas; elevaremos el humo de sus pieles hacia el cielo para  aturdir a los dioses y hacerlos caer a nuestros pies.

 

Es tiempo de decadentes y caníbales hambrientos de ignorancia, devoradores de paradigmas. Nuestro, es el conocimiento. Y nuestra meta: la eterna búsqueda de aquel paraíso que se nos ha ido perdiendo con el pasar de los años.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s