TETRAMENTIS / Estrella Mía

Morgan Vicconius Zariah

La estrella aquella que regía silenciosa en el universo frío, es la estrella de lo raro. Todo ente de rareza y cosa deforme y momias y noche, dependen de ella.

 

Yo soy sólo un instrumento de su sortilegio. Compongo abismos y cuentos; poesía de cosas que hace mucho no existen. Invento vértigos, canto formas que no están aquí.

 

Ella me dio un gusto por la noche, y por los animales que son ciegos, y por los que ven en las tinieblas.

 

¡Tú que permites escuchar canciones prohibidas!  Sonatas de rock, baladas y óperas.

 

Cuento contigo para hablar de tus versos, y los monjes y los sabios ermitaños. Hablan de los deformes jorobados, de las arañas y pantanos perdidos en el fango de misterios misántropos. Se te implora entre polvo y libros; entre huesos y polilla. ¿Acaso hay un tesoro al final del arcoiris?  Enseñasteis cosas que muchos dicen son mentiras; hablasteis, pero a los hombres les da miedo tu aspecto frió; sin rostro, les ocultas tu mirada verdadera.

 

Gracias por guardarme siempre un sueño nuevo cuando estoy al borde del precipicio.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s