INTROVISION / Aullando Nuestras Pesadillas

La luna brilla en lo alto como si todos los delirios que a través de la historia sus influjos han provocado en los seres humanos, estuvieran celebrando un aquelarre en su lado oscuro. Bajo ella, sólo un gran yermo circular, delimitado por un bosque de grandes espinas de aspecto humanoide, y cubierto con el polvo de antiguas maldiciones. Este extraño santuario está ubicado en un espacio tiempo diseñado por las visiones más oscuras, que acechan en lo profundo del sueño a las imaginaciones más osadas. Cada cierto tiempo, en el marco de un ritual no registrado, los avatares de todas esas imaginaciones se reúnen en forma de lobos en la estructura pétrea que se alza en el centro del yermo, y cuya forma es la de un ojo abierto, con su pupila dilatada por un espanto placentero y doloroso al mismo tiempo. Esta pupila es en verdad un pequeño estanque de sangre. Allí, circundando el ojo, le dan inicio al ritual de los aullidos, por medio al cual exorcizan sus oscuras visiones, dándolas en ofrenda a la luna que siempre llena, brilla aún más frenética luego de esta adoración… Allí es cuando, a lomos de un éxtasis que agoniza a los pies de un amanecer cualquiera… Aúllan sus pesadillas.

Estas pesadillas se reflejan en la superficie del estanque de sangre, poco antes de ser absorbidas por la luz lunar. Sobre la húmeda superficie de esa pupila escarlata también se reflejan las pesadillas proféticas de los miembros de este Blogzine de las cosas que no son pero que deberían ser, algunas de las cuales –no las peores, para suerte de nuestros Hermanos Fanáticos– también las hemos aullado en este santuario virtual. Y no se les ocurra huir hacia los brazos de la vigilia, pues si abren sus párpados físicos se cierra aquel, ubicado en nuestro santuario onírico; y si eso sucede, no podrán como lo hace fielmente la luna, beber de la pupila de sangre, las pesadillas que para esta nueva edición le aullaremos a todos ustedes.

En la página de este lunes de nuestra sección Tetramentis, nuestro archidemonio, Morgan Vicconius Zariah, les creará un Pandemónium de sonidos de una oscuridad invisible, todos ellos aullados Desde La Orilla Dionisiaca, en la cual ciertas almas han cruzado, entre huesos y cenizas el río que le está prohibido a los vivos. Para cuando sus dedos temblorosos puedan tocar la página del jueves, sus almas emitirán un chillido de espanto y placer, cuando conozcan La Reina del Sabath, la cual gobernará sobre todas sus pesadillas.

En cuanto a la página del martes, de nuestra sección Alterecos4.D, el monje negro de la medieval Averoigne, Odilius Vlak, les aullará la última pesadilla que ha experimentado durante su estadía en el lado oscuro de su alma. En algún punto del lejano aullido del tiempo en el cual reinan Las Estructuras Genéticas Arquetípicas, último residuo de los ancestrales cuerpos humanos, los Clones se alzarán desde la posición de las partes para devenir en el todo, y esto aullando sus pesadillas, con algo más que un Pandemónium… con un Clonesmónium.

En la sección Imagixmundi de la página del viernes, Via continuará su búsqueda iniciática, acompañada por los ecos de los aullidos pesadillezcos de los adoradores del segundo profetaLovecraft; aquel que aulló las futuras pesadillas de Cthulhu. Esta jovencita que en la edición pasada no estuvo tan sola en el desierto, le seguirá arrancando aullidos a las arenas ardientes, en su Nietzscheana peregrinación hacia IMPERIA, la capital de la Muerte… y sólo la Muerte sabrá lo que esta jovencita experimentará en el acto 15 de su aventura… ¡El arcano del Diablo!

Como siempre sólo nos resta aullarle nuestras pesadillas, a manera de ofrenda, a nuestro sumo sacerdoteMarkus E. Goth, editor y director de este Templo Virtual. Sin cuyas pesadillas nuestros aullidos no serían tan sonoros. Así que, Hermanos Fanáticos, aúllen fuerte sus pesadillas alrededor de ese santuario onírico, en el centro del siniestro yermo, y no olviden ponerle como epígrafe, estas palabras… El horizonte de los murciélagos es más lejano que el de las águilas.

 

 

Odilius Vlak.

Jefe de redaccion.

Anuncios

Un comentario en “INTROVISION / Aullando Nuestras Pesadillas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s