NEOSAPIENS / Raymond Swanland: Mundos Extraños Para Seres Extraños

MagicThe Gathering - Vampire Nocturnus - Raymond Swanland

Magic: The Gathering - Staggershock - Raymond Swanland

Magic: The Gathering - Banefire - Raymond Swanland

Magic: The Gathering - Nyxathid - Raymond Swanland

Magic: The Gathering - Roil Elemental - Raymond Swanland

Magic: The Gathering - Viashino Slaugthermaster - Raymond Swanland

Magic: The Gathering - Rhox Brute - Raymond Swanland

   «Hay otros mundos pero están dentro de este», dijo alguna vez el célebre poeta surrealista, Paul Eluard. Pero dentro de este mundo existen seres cuya imaginación es a su vez un portal dimensional a innumerables mundos, algunos dentro de ella misma; otros dentro de este mundo que habitan los seres que la cobijan y del cual nos habla Eluard; y aún otros que ciertamente son otros mundos, es decir, son mundos fuera de este mundo y que encima de eso son extraños mundos habitados por extraños seres. Veamos que nos dice de sí mismo uno de esos seres cuya imaginación ha sido un portal dimensional que ha dado acceso a un mundo que no es de este mundo. Un mundo sobrecogedor, hermoso, fantástico y poblado por innumerables criaturas que nos fascinan por su perfecta monstruosidad, haciendo que la morbosidad de nuestra atención de paso a la envidia, ya sea ésta por el Ser y la imaginación que lo han creado; o por el hecho de no poder ser una de sus criaturas y habitar por ende un ese extraño mundo suyo. Nos referimos a: Raymond Swanland. En sus propias palabras:

  «Desde que puedo recordar, fui uno de esos chicos con alguna cosa con que dibujar siempre en mis manos. Criaturas mitológicas, robots, y por supuesto, dinosaurios, fueron plasmados de una forma o de otra por toda mi habitación, y marcharon sobre las paredes. Nunca imaginé que iba a explorar ese mismo mundo de simbolismo e imaginación ya de adulto. Pero como lo ha establecido la suerte, he tenido la tremenda fortuna de convertir mi pasión en una forma de ganarme la vida a través de la creación de arte para novelas, video juegos y películas.

  »He viajado a muchos lugares en el mundo, pero siempre habrá una parte de mí conectada a mi estado de origen, California. California es un centro de actividad mundial para todo lo que tenga que ver con arte y espiritualidad, así como de todas las cosas extremas y ridículas. Crecer y vivir dentro del natural y culturalmente diverso Golden State, ciertamente ha inoculado en mí muchas lecciones de valor. Cuando se trata de mi carrera como artista, un par de las lecciones más importantes fueron aprender que cada uno tiene derecho a sus propias ideas y que la imaginación es un lujo. Ya sea por mi aproximación a Hollywood o por mi amor por la Fantasía Épica, fue muy claro para mí desde muy temprana edad que mi trayectoria me llevaría a algún aspecto de la industria del entretenimiento.

  »Como un rayo, una inesperada fortuna me golpeó justo cuando estaba iniciando mi carrera profesional al ser presentado a la compañía de video juegos, Oddworld Inhabitants. Luego de eso, nada sería igual. Aprendiendo y trabajando junto a un equipo de artistas tan disciplinados me hizo comprender el verdadero potencial del arte, al que vine a considerar en su forma más elevada: el arte como una narración.

  »Durante los siguientes ocho años trabajé en cuatro video juegos completos para Oddworld en cualquier área artística en la cual podía involucrarme. Desde diseño conceptual, dirección de arte cinematográfico hasta desarrollo de mercado; ser probado por el fuego del mundo comercial fue mi verdadera escuela de arte. Mi trabajo fuera de Oddworld floreció con muchas ilustraciones para portadas de libros de fantasía y ciencia ficción, libros de comics, revistas, tatuajes, snowboards, cds, y cualquier cosa que desafiara mi amor por la expresión. También continué aprendiendo sobre el potencial del arte y la secuencia narrativa con las enseñanzas de visionarios como Joseph Campbell y Alex Grey. Mientras tanto, la evolución de mi dirección artística devino muy clara. Si quería cambiar el mundo, debía alcanzar el mayor número de personas posible. Necesitaba que mi arte cruzara fronteras y clases sociales. Simplemente necesitaba contar historia a través del cine.

  »Afortunadamente, el cine no sólo estaba en mi mente. Sabía desde siempre que los creadores del universo Oddworld también estaban intentando dar el salto hacia la pantalla grande; y para el 2005, el tiempo estaba maduro. Mientras concluíamos las usuales producciones para video juegos, comenzamos a desarrollar historias para películas temáticas. Bordeando los temas de la espiritualidad, el consumismo y la explotación política, las películas retomaban mucha de la atmósfera iniciada con los juegos de Oddworld.

  »Mientras el planeta se encamina hacia un futuro multicultural, en el cual la población aumenta mientras el mundo parece encogerse, el arte de la narración sólo crecerá en importancia en tanto sea el lenguaje hablado por todos. Las historias son la voz del mundo, y espero aprender a usar esa voz para mi propio despertar y para ayudar a abrir las mentes de otros a lo largo del camino.»

 Raymond Swanland, febrero 2007.

Traducido por Odilius Vlak

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s